domingo, 25 de agosto de 2013

Crumble con melocotón y manzana

























Este crumble lo hice un día que me invitaron a comer sobre la marcha y lo preparé en dos horas. Para mí esto es una hazaña porque soy de las que meditan mucho las tartas que voy a preparar y nunca se me ocurre nada para hacer en poco tiempo. El caso es que no pude esperar a que se enfriasen las cosas y supongo que quedaría peor, pero a mí me gustó.
Este tipo de tartas creo que son más apropiadas para una merienda pero acompañadas de helado quedan muy bien como postre.
Es del libro de “Repostería y pastelería” con Thermomix aunque lo titulan crumble con frutas. pero como no tenía cerezas le cambié el nombre.




RELLENO:

  • 1 manzana
  • 1 melocotón (yo puse 3 mitades en almíbar)
  • 50 g de cerezas (no puse)
  • 100 g de mermelada de frutas del bosque
  • 50 g de mantequilla
  • 30 g de zumo de limón
  • 80 g de azúcar
  • 25 g de maicena


CRUMBLE
  • La piel de ½ naranja (solo la parte naranja)
  • La piel de ½ limón (la parte amarilla)
  • 50 g de azúcar moreno
  • 50 g  de azúcar normal
  • 100 g de harina de repostería
  • ½ cucharadita de levadura química (Royal)
  • 100 g de mantequilla fría, en trozos
  • 50 g de almendras tostadas y molidas


DECORACIÓN:
  • Azúcar glas













PREPARACIÓN:
Base:
Ponemos en el vaso de la Thermomix las pieles de limón y naranja. Programamos 30 segundos, velocidad progresiva 5-10.
Añadimos el azúcar blanco y moreno, la harina, la levadura y la mantequilla y programamos 4 segundos, velocidad 5.
Por último incorporamos la almendra molida y programamos 2 segundos, velocidad 5. Esto en el libro de recetas lo hacen al final pero creo que es más práctico así. Una vez hecha la masa se echa en un bol sin apretarla ni tocarla y al frigorífico. Si queda como desmigada, ¡mejor!, porque para la parte superior de la tarta es preferible así.


 Relleno:
Sin lavar el vaso ponemos en el vaso de la Thermomix la manzana cortada en cuartos, el melocotón en mitades y las cerezas (escurridas, si son en el almíbar). Programamos 2 segundos, velocidad 4.
Incorporamos la mermelada y la mantequilla y programamos 5 minutos, 100º, velocidad 1.
Vertemos en zumo de limón y,  por último, la maicena mezclad con el azúcar. Mezclamos 4 segundos, velocidad 2. Retiramos del vaso y dejamos enfriar.
Precalentamos el horno a 180º, calor arriba y abajo.

Montaje:
En un molde desmontable de 20 cm de diámetro (el mío era rectangular y estrecho) vertemos algo más de la mitad del crumble (masa) y presionamos con los dedos por toda la base y 2 cm. de los laterales, formando una tartaleta (yo lo dejé demasiado fino y después se me rompía al sacarlo. Rellenamos con la fruta reservada una vez fría, yo la añadí caliente porque tenía prisa y es posible que fuese la causa de que quedase un poco blando por abajo. Añadimos el resto del crumble (masa) por encima, desmigándolo y al horno durante 35 minutos aproximadamente aunque yo lo tuve 50 minutos. Mi horno debe de ser muy lento porque siempre lo tengo que poner más tiempo del que mandan las recetas.
Una  vez frío espolvorear con azúcar glas aunque a mí me gusta más tal cual. 

2 comentarios:

  1. Esta tarta tiene muy buena pinta, tiene que estar buenisima. Donde compraste el molde,me gusta.
    Aurora

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me lo regaló mi hermana. Ya le preguntaré.

      Besos

      Eliminar