sábado, 20 de febrero de 2010

Tarta de queso y uvas al Moscatel



Receta del blog "Recetario de canecositas"

Ingredientes para un molde de 22 cm.:
150 g de galletas Digestive de avena (yo utilizo galletas María tostadas)
60 g de mantequilla a temperatura ambiente
2 cucharaditas de leche condensada (la receta original no lleva)

Para la crema de queso:
300 g de quedo tipo Philadelphia o requesón
250 g de queso Mascarpone
250 g de chocolate blanco
250 g de leche entera
40 g de azúcar
2 sobres de cuajada
Uvas blancas y negras, mejor sin pepitas

Para la gelatina de vino moscatel:
100 g de agua
100 g de azúcar
120 g de vino blanco Moscatel
7 hojas de gelatina (yo puse cuatro)

Preparación:
Pulverizar las galletas 10 segundos en velocidad 5-10 progresiva. Añadir la mantequilla y la lecha condensada y prograrmar 10 segundos en velocidad 5.
Se coloca la pasta de galletas en el molde desmontable y se aplastan ayudándonos de una cuchara, de forma que quede forrada la base.

Para la crema de queso:Lavar y secar las uvas para tenerlas preparadas.
Echar todos los ingredientes en el vaso y programar 7 minutos, temp. 90º, velocidad 5.
Se vierte sobre la base de galletas e inmediatamente colocamos las uvas sobre la tarta. Dejar enfriar en el frigorífico durante una hora o más.

Para la gelatina de vino Moscatel:
Poner en un cazo el azúcar y el agua, llevar a ebullición a fuego medio 10 minutos y así se consigue un almíbar ligero. Mientras hacemos el almíbar ponemos las hojas de gelatina a remojo en agua fría y cuando tengamos el almíbar lo apartamos del fuego y añadimos las hojas de gelatina escurridas y sin dejar de remover añadimos el viño moscatel.
Se deja templar un rato la gelatina y se vierte con mucho cuidado con una cuchara sobre las uvas y esperamos a que cuaje un ratito, así las uvas no se mueven, sobre todo si no las incrustamos en la tarta; luego añadimos el resto de la gelatina por toda la tarta.
Reservamos en el frigorífico durante unas horas o mejor de un día para otro.

Notas: Es una tarta que me pareció muy original. ¡Queda preciosa! Para mi gusto con estas cantidades está un poco compacta, no creo que sean necesarios los dos sobres de cuajada y la gelatina también queda un poco compacta. La próxima vez probaré con menos cantidad. ¡Ah!, las uevas son una lata pues tienen pepitas y la piel muy gruesa.
En realidad sirve cualquiera de las tartas de queso de este estilo con el adorno de las uvas y la gelatina.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada